El enlace metálico

Incluido en: Tipos de enlace

El enlace metálico

Lo sentimos este video no se puede visualizar sin que te suscribas.

Por favor Inicia sesión o suscríbete para poder visualizarlo por completo.

Resumen

Existen metales resistentes y duros o bien flexibles y de naturaleza blanda. El comportamiento especial de los iones de los metales es lo que les confiere sus distintas propiedades.

Claves de aprendizaje

  • Los átomos metálicos se unen entre sí y forman enormes estructuras reticuladas.
  • Los electrones se deslocalizan y dan lugar a un mar que se mueve por entre la red cristalina.
  • Los metales son buenos conductores de la electricidad y el calor.
  • Los metales son muy duros y maleables.

Este video no tiene asociado ninguna Guía de Exploración Didáctica.

Los metales forman algunos de los materiales que nos resultan más útiles...

Desde los coches pasando por la cocina y la conducción de la electricidad, todos dependemos de sus propiedades.

Pueden ser muy resistentes y difíciles de fundir, como este alambre de cobre, pero también ser muy flexibles.

Estas útiles propiedades se deben al tipo especial de enlace que es exclusivo de los metales.

Los átomos metálicos del mismo elemento se unen para formar una gigantesca estructura reticular.

El enlace metálico

Como los átomos metálicos normalmente solo tienen 1, 2 o 3 electrones en su capa exterior, tienden a perderlos fácilmente para quedarse con una capa exterior de electrones completa.

Pero como ahora tienen menos electrones que protones, los átomos metálicos adquieren carga eléctrica; se han convertido en iones metálicos positivos.

Los electrones exteriores que han quedado libres ya no están vinculados a ningún átomo en concreto: decimos que están «deslocalizados».

Son libres para moverse como un mar de carga eléctrica negativa por toda la malla de iones metálicos.

La intensa atracción entre este mar de electrones negativos y los iones metálicos con carga positiva es lo que mantiene la estructura unida.

En esto consiste el enlace metálico.

Dado que la carga total negativa de los electrones neutraliza la carga total positiva de los iones metálicos, el cristal metálico no tiene carga global.

Este mar de electrones es lo que confiere a los metales muchas de sus propiedades esenciales.

Los electrones libres pueden transportar carga eléctrica o calor por el metal, lo que los convierte en buenos conductores del calor y la electricidad.

Las capas de iones metálicos pueden deslizarse unas encima de otras, por lo que se puede dar forma a los metales sin que se rompan: son maleables.

Y los electrones libres pueden interactuar con la luz y hacer que los metales brillen.

De modo que los metales pueden ser tanto útiles como atractivos.


Ponte en contacto con nosotros