El gran debate sobre el cambio climático (primera parte)

Incluido en: El calentamiento global

Debate sobre el cambio climático

Lo sentimos este video no se puede visualizar sin que te suscribas.

Por favor Inicia sesión o suscríbete para poder visualizarlo por completo.

Resumen

¿Podemos fiarnos solo de las mediciones de los termómetros como prueba del calentamiento global? ¿Las lecturas de la temperatura tomadas por los satélites conducen a las mismas conclusiones?

Claves de aprendizaje

  • Desde la década de 1950, se han registrado pequeños incrementos en las temperaturas globales.
  • Las lecturas de los termómetros situados en áreas urbanas pueden ofrecer una imagen distorsionada del calentamiento global.
  • Las lecturas de los satélites pueden registrar la temperatura de la superficie en toda la Tierra.
  • Las lecturas de los termómetros y de los satélites coincidieron y revelaron una tendencia al calentamiento global.

Este video no tiene asociado ninguna Guía de Exploración Didáctica.

La Tierra se está calentando.

Parece una afirmación sencilla, una de esas que se pueden demostrar fácilmente.

Desde la década de los 50, los voluntarios encargados de la lectura de termómetros en todo el mundo han registrado un aumento ligero pero significativo de la temperatura media global.

Incremento registrado de 0,74 °C desde los años 50

Pero algunos científicos afirman que estos resultados son erróneos.

El quid de la cuestión es la ubicación de los termómetros en áreas urbanas.

El desarrollo humano podría haber afectado a las lecturas que se tomaron, lo que habría magnificado el calentamiento...

... ya que las enormes extensiones de tierra deshabitadas no se incluyeron en los datos.

En 1979 se lanzaron satélites al espacio para abordar estos problemas.

Su misión era registrar la temperatura en toda la superficie del globo.

Los resultados fueron inesperadamente diferentes de los que habían registrado los termómetros.

Dr. Roy Spencer, de la Universidad de Alabama, EE. UU.: «Tras diez años tomando datos desde el satélite, observamos un ligero enfriamiento, lo que supuso una gran sorpresa».

Los resultados sorprendieron a los climatólogos de todo el mundo.

Sencillamente, no tenían sentido.

No debería haber una diferencia tan grande entre las lecturas de los termómetros y las de los satélites.

Uno de los dos debía estar mal.

Tras una exhaustiva investigación, se encontró un error en los datos de los satélites.

El cálculo que realizaron los satélites se basaba en su altura sobre la Tierra.

Pero los satélites habían ido descendiendo gradualmente hacia la superficie. Un hecho que habían pasado por alto.

El cálculo de la temperatura no había sido preciso.

Dr. Roy Spencer, Universidad de Alabama, EE.UU - «Cuando realizamos esta corrección, si la memoria no me falla, creo que pasamos de una tendencia al enfriamiento a una tendencia a un ligero calentamiento, y desde entonces esta última se ha mantenido con incrementos constantes».

Las lecturas de los termómetros y de los satélites coincidieron; ambas revelaron una tendencia al calentamiento global.

Aunque algunos científicos continúan cuestionando la precisión de estos resultados, la comunidad científica ha aceptado que nuestro planeta se está calentando.


Ponte en contacto con nosotros