Introducción a las hormonas

Incluido en: Las hormonas

Introducción a las hormonas

Lo sentimos este video no se puede visualizar sin que te suscribas.

Por favor Inicia sesión o suscríbete para poder visualizarlo por completo.

Resumen

Las hormonas influyen en todos los aspectos de nuestra vida, desde el sueño, hasta los ciclos de reproducción y las emociones. ¿De dónde vienen las hormonas y cómo afectan a nuestro cuerpo?

Claves de aprendizaje

  • Las hormonas son mensajeros químicos.
  • Las hormonas regulan todas las funciones de nuestro organismo.
  • El hipotálamo y la hipófisis son los responsables de regular las hormonas.
  • Ejemplos de órganos endocrinos y funciones de las hormonas.

Este video no tiene asociado ninguna Guía de Exploración Didáctica.

Estos asombrosos cristales son hormonas.

Desde antes de nacer, nuestro cuerpo fabrica estas sustancias químicas que ejercen un gran control sobre nosotros.

Son mensajeros químicos que comunican distintos órganos y desempeñan un papel vital en las funciones corporales.

Lo regulan todo, desde el metabolismo y el humor, hasta la sexualidad y la supervivencia.

El cerebro es la sede que controla todas las hormonas.

El hipotálamo es una pequeña estructura que supervisa las hormonas que necesita todo el cuerpo.

Hipotálamo

Puede generar cascadas de hormonas.

Primero, envía una hormona a la hipófisis, que está en la parte anterior del cerebro.

Hipófisis.

Entonces, la hipófisis libera hormonas a la sangre dirigidas a órganos específicos.

A su vez, estos órganos fabrican sus propias hormonas, con funciones muy características.

Los órganos que producen hormonas se llaman órganos endocrinos.

Órganos endocrinos.

Un ejemplo es la tiroides del cuello, que controla el metabolismo.

Tiroides.

O las suprarrenales, que producen las hormonas del estrés adrenalina y cortisol.

Suprarrenales.

O el páncreas, que produce insulina para controlar los niveles de azúcar en sangre.

Páncreas

Y los órganos reproductores, que producen hormonas sexuales.

Ovarios. Testículos.

Además, todas las hormonas envían señales al cerebro para equilibrar el sistema.

Los niveles de las hormonas oscilan con un ritmo específico propio.

Algunas, como la melatonina que controla el sueño, fluctúan a lo largo del día.

Otras, como las hormonas sexuales femeninas, siguen un ciclo mensual.

Y además, las hormonas pueden inundar el cuerpo en segundos o controlar el desarrollo durante muchos años.

Sea cual sea su pauta, las hormonas tienen potentes efectos.

Sin ellas, simplemente no podríamos vivir.


Ponte en contacto con nosotros