La ciencia de la adicción

Incluido en: El abuso de sustancias

La ciencia de la adicción

Lo sentimos este video no se puede visualizar sin que te suscribas.

Por favor Inicia sesión o suscríbete para poder visualizarlo por completo.

Resumen

Muchos consumidores de droga desarrollan adicción, pero ¿por qué? ¿Qué cambios provocan que una persona se convierta en drogadicto?

Claves de aprendizaje

  • Millones de personas de todo el mundo han desarrollado adicción a las drogas.
  • Las drogas actúan sobre el centro de recompensa del cerebro.
  • El uso de drogas a largo plazo provoca dependencia física del cerebro.
  • La dopamina es un mensajero químico que crea la sensación de placer.

La casi totalidad de los temas cuenta con un pack de materiales de aprendizaje dirigidos tanto al docente como a los alumnos. Entre los recursos incluidos hay bloques con ampliación de las preguntas formuladas, diagramas etiquetados y mudos así como diversas imágenes asociadas. Puedes descargarte todos estos recursos bien en una carpeta zip o bien uno o a uno.

Inicia sesión para consultar los materiales de aprendizaje para El abuso de sustancias

El cannabis o la cocaína, el tabaco o el alcohol...

Millones de personas en todo el mundo son adictos a las drogas.

Pero, ¿cómo se transforma el consumo de una sustancia en adicción?

Respuesta cerebral.

Las drogas pueden ser muy adictivas, porque afectan al centro de recompensa del cerebro.

Nora Volkow, Brookhaven National Laboratory, EE.UU. - «El centro de recompensa se asegura de que realicemos ciertas acciones que son importantes para la supervivencia de la especie, como por ejemplo comer. Si la comida no activara esos centros de recompensa, no comeríamos, porque no habría incentivo ni motivación para ingerir el alimento. La motivación existe porque provoca placer; lo mismo ocurre con el sexo. Así que los centros de recompensa son esenciales para el funcionamiento del organismo».

La sensación de placer se crea cuando un mensajero químico, la dopamina, atraviesa la sinapsis entre las neuronas y se une a los receptores del extremo neuronal.

Dopamina

Las drogas aumentan la sensación de placer al activar una oleada de dopamina.

Y algunas, como la cocaína, llegan a bloquear las bombas que normalmente eliminan el exceso de neurotransmisor y hacen que los receptores reciban cada vez más.

Efectos a largo plazo.

Si se produce una estimulación excesiva continuada, la estructura del cerebro puede cambiar...

... y reducir la cantidad de receptores de dopamina para combatir el efecto de la droga.

En este escáner, el color rojo muestra dónde se encuentran los receptores de dopamina en un cerebro no adicto.

Se observa una clara diferencia entre este y el escáner de un adicto a la cocaína.

Nora Volkow, Brookhaven National Laboratory, EE.UU. - «Creemos que la menor cantidad de receptores se traduce en que los consumidores de cocaína pierden la capacidad de sentir placer por cosas naturales, como la comida o el sexo y, por lo tanto, tienen que buscar cosas que les exciten y les den placer. Las drogas lo hacen y las actividades normales, no».

El cerebro ya no produce sensaciones de placer, así que se vuelve físicamente dependiente de las drogas externas para conseguirlo.

Nuestra respuesta natural de buscar sensaciones de placer y recompensa se vuelve excesiva y descontrolada.

Estos cambios cerebrales explican por qué algunos consumidores de drogas son adictos a ellas.


Ponte en contacto con nosotros