Vida vegetal en hábitats extremos

Incluido en: La estructura de la planta

Vida vegetal en hábitats extremos

Lo sentimos este video no se puede visualizar sin que te suscribas.

Por favor Inicia sesión o suscríbete para poder visualizarlo por completo.

Resumen

Con el fin de sobrevivir, las plantas han desarrollado adaptaciones para regular la temperatura y el agua, y maximizar la captación de la luz solar. Algunas plantas incluso se han adaptado a vivir en entornos extremos, como los tórridos desiertos y las regiones polares.

Claves de aprendizaje

  • Las plantas se han adaptado para sobrevivir en entornos extremos.
  • Entre los factores clave se encuentran la regulación de la temperatura, la conservación del agua y la captura de luz solar.
  • Se han adaptado para existir en hábitats áridos cálidos.
  • Incluso soportan temperaturas de congelación en las regiones polares.

La casi totalidad de los temas cuenta con un pack de materiales de aprendizaje dirigidos tanto al docente como a los alumnos. Entre los recursos incluidos hay bloques con ampliación de las preguntas formuladas, diagramas etiquetados y mudos así como diversas imágenes asociadas. Puedes descargarte todos estos recursos bien en una carpeta zip o bien uno o a uno.

Inicia sesión para consultar los materiales de aprendizaje para La estructura de la planta

Las plantas se han adaptado a la vida en los hábitats más duros del planeta.

Para sobrevivir, las plantas desarrollan adaptaciones para regular la temperatura, el agua y la luz solar.

Aloe

El aloe surafricano evita el calor absorbiendo sal del suelo del desierto y excretándola en forma de polvo blanco que refleja el intenso calor del sol de sus ramas.

Cactus saguaro

El tallo plegado del cacto saguaro es perfecto para almacenar agua.

Durante los periodos de mucha lluvia, el tallo del saguaro se hincha espectacularmente para almacenar el agua suficiente para los meses siguientes.

El 90 % del saguaro es agua, lo que lo convierte en un claro objetivo para los sedientos animales del desierto.

Las gruesas espinas defienden al saguaro de los depredadores y protegen su tejido verde para la fotosíntesis.

En hábitats áridos y cálidos: reflejan la excesiva luz solar, almacenan y conservan el agua, se defienden de los depredadores.

Las plantas también sobreviven al frío y a las bajas precipitaciones de las regiones polares.

Las plantas árticas crecen pegadas al suelo y próximas entre sí, con sistemas radiculares superficiales para sobrevivir a temperaturas de hasta 40 °C bajo cero...

... Y consiguen convertir la energía solar gracias a la fotosíntesis.

Amapola alpina

La amapola alpina es toda una experta en seguir el curso del sol, ya que gira 360 grados a lo largo del día.

Y produce flores llamativas para atraer a los insectos para la polinización.

En hábitats fríos con pocas precipitaciones: evitan o toleran las heladas, sistemas radiculares superficiales, flores que atraen a los polinizadores.

Las adaptaciones para regular la temperatura, conservar el agua y capturar la luz solar de forma eficaz logran que las plantas sobrevivan y funcionen en los entornos más extremos de la Tierra.


Ponte en contacto con nosotros